Documental “Sectas”

¿Terapia o coerción?